¿Qué puedo comprar por 1 euro?

¿Qué puedo comprar por 1 euro?

2017-06-14 / Banco Popular,Banco Santander,Dunas Capital,Inverseguros S.V.

En la lista de productos que podemos comprar por 1 euros, desde el pasado miércoles tenemos que contar con un nuevo artículo: el Banco Popular. Y es que ese es el precio simbólico que pagó el Santander por adquirir una entidad que a lo largo de las últimas semanas había sido uno de los centros de atención de los inversores españoles.

En cualquier caso, decir que la compra de la entidad costó esa cantidad de dinero sería faltar a la verdad, ya que la factura rondará los 9.000 millones de euros. De los cuales, 800 irían dirigidos a respaldar los niveles de solvencia del banco y unos 7.900 en forma de provisiones para sanear el balance del Popular. Esto último es importante, ya que aumentará la cobertura de los activos dudosos hasta el 65%, frente al 52% de la media del sector. Aun así, realizar una mera comparativa puede resultar un análisis incompleto, en la medida que estaríamos asumiendo que la calidad de los activos en el balance es la misma para todos los bancos, lo que no tiene porqué ser así. Por lo tanto, puede llegar a surgir la duda de si estos 7.900 millones de euros serán suficientes para evitar sustos en el futuro. En este sentido, hay elementos para ser optimistas, ya que el principal problema que tenía el Banco Popular en su balance era su exposición a un suelo muy devaluado y, con la acción de la semana pasada, su grado de cobertura aumenta hasta el 85%. Es decir, prácticamente la totalidad de la exposición. Por lo tanto, realizar provisiones adicionales en este tipo de activos, supondría reconocer que su valor de mercado es prácticamente cero, lo cual tampoco es realista.

Otro punto que conviene analizar es la financiación de esos 9.000 millones de euros planteados anteriormente. La misma pasa por una ampliación de capital por parte del Banco Santander de 7.000 millones que se realizará en julio, mientras que los 2.000 restantes vendrán de quitas a algunos inversores del Popular. La matización de “algunos” es relevante, ya que no todos serán tratados de la misma manera, lo que también tiene implicaciones muy importantes en la reacción de los distintos activos financieros del banco en el mercado. De esta manera, los accionistas y los tenedores de convertibles y deuda subordinada perderán la totalidad de su inversión, mientras que los bonistas senior tienen razones para estar contentos ya que, además de no sufrir pérdidas, verán como sus activos pasarán a ser respaldados por una entidad, el Santander, con una calidad crediticia sustancialmente mejor. Esto explica la reacción diferente que tuvieron los distintos tipos de deuda del Popular el miércoles (ver gráfico adjunto), donde la senior se vio claramente respaldada. De hecho, lo más normal es que su valoración se sitúe más o menos en línea con la de los comparables del Santander, con una cierta penalización por el mayor riesgo de liquidez que tienen.

Por último, conviene considerar otros “efectos colaterales” de la acción. Y es que aplicar una quita del 100% de la inversión a los tenedores de deuda convertible y subordinada, puede suponer un precedente para casos posteriores. De hecho, el día de la compra este mismo tipo de activos de entidades pequeñas también sufrieron una fuerte penalización, ante el riesgo de que puedan sufrir situaciones similares.

Francisco de Borja Gómez Quintanilla
Director de Análisis Inverseguros S.V. Dunas Capital